viernes, 18 de enero de 2013

Mentirosos compulsivos

Ya tardábamos en escribir nuevamente acerca de nuestros amigos los independentistas catalanes que, fieles a su tradición, siguen cambiando la historia a su conveniencia.
Las dos últimas barrabasadas vienen de dos sitios distintos, la propia web de la Generalitat catalana y, cómo no, de nuestros amigos del Institut Nova Història. Comenzaremos por la Generalitat.
La última de los gobernantes del otrora Condado de Barcelona es decir que, atentos a esto, el origen de la Corona de Aragón es catalán. Sí señor, según ellos el origen de la Corona de Aragón es el conde Wilfredo el Velloso. Dejo que os lo expliquen ellos:
"La corona de Aragón. El linaje de Guifredo el Velloso fue el embrión de la corona de Aragón, al unir su destino al reino aragonés en virtud de los problemas dinásticos que sufría esta monarquía. Sucedió que el soberano Alfonso el Batallador murió sin descendencia directa y legó su reino a las órdenes militares. El testamento no se hizo efectivo y lo sucedió su hermano Ramiro II el Monje. Pero este tampoco tenía hijos varones, de manera que, para asegurar la continuidad, prometió a su hija Petronila con el conde de Barcelona, Ramón Berenguer IV, cuando esta contaba sólo con un año de edad. El enlace tuvo que esperar 13 años, ya que la Iglesia sólo permitía la boda cuando la mujer tenía como mínimo 14 años. Fue Alfonso II, hijo de Ramón Berenguer IV de Aragón y Petronila, quién asumió todos los títulos y la dignidad real en 1164, tras la muerte de su padre y la abdicación de su madre. De hecho, con él comienza lo que en la historiografía se define como corona de Aragón, la unión del reino y la casa condal de Barcelona."
¿Mola eh? Como el Ramón Berenguer desciende del Velloso, pues el origen de la Corona de Aragón es catalán. Y ya está, punto pelota que dice mi hija. ¿Quién se puede oponer a semejante argumento? A mí es que me parece irrefutable, la verdad. Que lo piensas y no lo parece, porque tú podrías decir "hombre, por esa regla de tres, como Petronila venía de los condes de Aragón, por ejemplo Galindo Garcés que fue conde de Aragón desde el 833 al 844 que murió, que ascendió a ser conde antes de que naciera el Velloso , pues la Corona de Aragón tiene origen aragonés y punto pelota ¿no?" Pero luego te das cuenta de que un argumento así, contra el esgrimido por los sabios de la Generalitat, no tiene validez. No la tiene. Porque claro, a ellos se les ha ocurrido antes justificar el origen catalán de la Corona de Aragón con un argumento tan gilipollas e indefendible. Y eso da puntos, no les puedes atacar con lo mismo porque te llaman copiota y llevan razón, te tienes que callar.



En fin, si seguimos leyendo la página de Historia de la Generalitat aprenderemos también que los almogávares eran sencillamente una infantería catalana, y que la casa de Barcelona (sic) terminó con la muerte de Martín I el Humano y el cetro pasó a la dinastía de los Trastámara en manos de Fernando, cuyo matrimonio con Isabel unió Aragón y Castilla. ¡Toma ya! Si le damos un tomo de historia a Cristina Ronaldo no le da más patadas que la web de la Generalitat. Ni una referencia al problema sucesorio, ni al Compromiso de Caspe ni a nada y total y absoluto desconocimiento de la historia al decir que ese Fernando se casó con Isabel... Ya, claro. Ese Fernando que empezó a reinar en 1410 se casó con Isabel de Castilla y en 1492 reinaba en España cuando descubrimos América. ¡Larga vida al Rey, sí señor! En realidad, Fernando I de Aragón reinó menos de 4 años y se casó con Leonor de Alburquerque teniendo siete hijos, uno de los cuales fue su sucesor con el nombre de Alfonso V de Aragón. El que se casó con Isabel uniendo a Aragón con Castilla fue Fernando II, nacido en 1452 en Sos (Aragón) hijo de Juan II, hermano de Alfonso V lo que convierte a Fernando II en nieto de Fernando I. Pero oye, si la web de la Generalitat dice que se casó con Isabel uniendo a Aragón y Castilla tras obtener el cetro sin necesidad del Compromiso de Caspe, no voy a ser yo, un humilde aragonés, el que se oponga ¿no? Pues mira, sí. ¡Que ya vale de mentir, demonios, que ya estamos hartos! Oye y se me ocurre que igual los catalanes no quieren saber nada del Compromiso de Caspe porque, precisamente, los únicos que trataron de boicotearlo fueron ellos mediante el asesinato, preparado por Jaime de Urgel, del arzobispo de Zaragoza.

Bueno, pasemos ahora a los amigos del Institut Nova Història. ¿Qué dicen esta vez? Agarraos que vienen curvas... Sus estudios nos sorprenden con que Miguel Servet era ¡catalán!¡Sí, como lo leéis, Miguel Servet era catalán! 



Y es que, según una de mis webs de humor favoritas (ojalá fuera de humor, pero no lo es pues está financiada por programas de la Generalitat de Cataluña como ya dije en otra ocasión), Miguel Servet nació en Villanueva de Sijena. "Para para" pensaréis ahora. "Si Villanueva de Sijena está en Huesca, está en Aragón, en la comarca de Monegros, Miguel Servet es aragonés". ¡Pues no! Nuestros amigos del Institut Nova Història han descubierto que Villanueva de Sijena no es sino una "localidad catalana de administración aragonesa". ¡Toma ya! De piedra me he quedao al leer eso oigan. Que ya no es el debatir sobre el origen de Servet, aunque ya se haya demostrado que es aragonés, de Villanueva de Sijena. Es el decir que una localidad aragonesa es catalana. Ése es el insulto real. Lo de Servet, fuera de donde fuera, casi es secundario. Aunque decir que era catalán porque hablaba catalán, como dijo no se quién en se dónde y otras pruebas así, es como poco refutable, pero en fin... Podéis leerlo mejor el artículo de Raimon Balaguér en la web del propio Institut Nova Història porque yo lo intento resumir pero no consigo resumirlo en pocas palabras y no me apetece copiarlo entero. Baste con que os ponga el último párrafo para comprender de qué va el resto del artículo:
"La catalanidad de Miguel Servet no ha sido, como en tantos otros personajes usurpados por la censura castellana, un tema tabú ya lo largo de los siglos posteriores a su muerte han aparecido diversas obras de tipo científico, teológico o histórico que han hecho mención con naturalidad. A modo de conclusión, vale la pena destacar dos, debido a que sus autores eran aragoneses y, por tanto, nada sospechosos de catalanismo. En la primera de ellas, Ilustración veterinaria y Tratado de Afectos y modo de febricitar el animal, de Miguel Pedro Lapuerta, editada en 1781, el autor dice que "Servet excercitaba la medicina en Tarragona" y que era "catalán" 14 . Y en la otra, escrita por Vicente de la Fuente, titulada Historia eclesiástica de España, y publicada en 1855, encontramos un capítulo donde el encabezamiento explicita: "Calvino Hace quemar al catalán Servet"
Miguel Pedro Lapuerta sí, habla de Servet y otro médico aragónes, La Reyna, en relación al inventor de la teoría de la circulación de la sangre:
"la duda en quien se pondriá la gloriosa Diadema del invento está entre Servet, y la Reyna;y ponganse á qualquier de los dos es con la gloria de que no sale de la corona de Aragon : pues Francisco la Reyna era de uno de los Villanuevas de Aragon, y Servet Catalán."
Tenemos entonces un tratado de 1781 en el que lo único que dicen de Servet es que era catalán y antes dice que era un médico que ejercía en Tarragona. Está claro pues lo poco que conocía Pedro Lahuerta la figura de Servet, algo lógico en unas épocas en las que el acceso a la información era, como poco, complicado. Y lo escribe en un tratado que tuvo muy poco difusión en su tiempo y del que queda sólo un ejemplar original. Me parece un poco arriesgado basar tu teoría de que Servet era catalán en algo así, la verdad. Bueno, es una de las cosas en las que se basa porque a lo largo del artículo el autor pone un montón de ejemplos así, del tipo "en tal sitio tal persona escribió tal cosa y por tanto, Servet catalán". Punto. Con respecto al segundo ejemplo, el de Historia eclesiástica de España, lo encuentro en Google Books en varias ediciones o versiones. En una de ellas, de 1859, sólo sale que en 1553 Calvino hace quemar en Ginebral al español Miguel Servet que negaba la Trinidad. La que interesa al autor del artículo es la de 1855 y en ella aparece, efectivamente, Calvino hace quemar al catalán Servet. Acto seguido habla de español Servet y luego dice que si bien el origen es incierto, es de la Corona de Aragón. Huelga decir que el autor es un doctor en Teología a quien le interesaba la vertiente religiosa de Servet y la razón por la que Calvino lo hace prender y luego lo manda quemar, no indaga en modo alguno en sus orígenes y se limita a escribir lo que conoce de oídas. Nuevamente, basar tus afirmaciones en algo así no tiene ni pies ni cabeza.

En fin, que nuevamente tenemos a gente que se empeña ya no en tergiversar sino en inventar la historia. En mentir. Y ¿sabéis qué es lo peor y lo que más me duele? Que desde Aragón, desde mi tierra, no sale nadie del gobierno dando un puñetazo encima de la mesa para parar toda esta infamia. Nadie. Espero que eso cambie pronto.

1 comentario :

Blogger dijo...

SuperPayMe is the best work from home site.